Cédulas de habitabilidad

Con la entrada en vigor del Real Decreto 141/2012, esta cédula es indispensable para realizar cualquier trámite relacionado con el uso residencial, ya sea compraventa, alquiler, cesión de uso, o contratación de suministro de servicios energéticos.

 

Las viviendas que deban ser objeto de rehabilitación o de derribo, o que certifican que cambiarán de uso son casos de exoneración de la obligatoriedad de tenencia de la cédula de habitabilidad.

 

El ámbito de aplicación afecta a:

 

  • Viviendas de nueva construcción
  • Viviendas preexistentes
  • Viviendas dotacionales públicos

 

Como primer paso para conseguir la cédula, póngase en contacto con nosotros para obtener el certificado de edificabilidad de su inmueble firmado por técnico competente, o bien para justificar que su inmueble no requiere de la cédula apelando a uno de los casos anteriormente mencionados, a través de un informe expedido por nuestro servicio de arquitectura.

 

Solicite su certificado de habitabilidad
 

 

Este sitio web utiliza  cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios según sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí.